jueves, 20 de mayo de 2010

Cariño

Sí, dígame, con quién hablo.
¿Nos reencontraremos algún día?
Puede que en otra vida, cuando tu seas un gato y yo una golondrina.
O en otro momento, cuando yo tenga canas y tú arrugas.
Hasta entonces disfruta de tu tiempo, que ya no será nuestro, pero no perdona a nadie.

4 comentarios:

"Aquel chico..." dijo...

Si alguien te quiere encontrar, te encontrará.

Así que no hablemos de destinos estocásticos, porque estoy cansado de que la gente llame sino a lo que en realidad muchas veces es falta de interés.

Un beso

Meme dijo...

No es una disculpa, es una esperanza.
Está claro, el destino no hará nada por nosotros...

Igor dijo...

Disfruta de tu tiempo, que ya no será nuestro. Otra perla. Como lo del gato y la golondrina, en otro mundo, en otro paralelo.

Casiopea dijo...

No, pero será tuyo. Y hay cosas que es mejor no compartir, como las cajas de lapiceros. Se gastan antes si no las usas tu sola. Con el tiempo, lo mismo. El tuyo, es tuyo. Busca alguien con un tiempo suyo. Y unidlos para hacer uno largo, infinito, enorme. Pero no lo compartáis, sólo vividlo. Compartir el tiempo hace que se acabe rápido como la punta de los lapiceros.